FANDOM


Los Vampiros son criaturas que para sobrevivir se alimentan de sangre. Sin embargo, en la Saga de Darren Shan, los Vampiros son muy diferentes a los monstruos que cuentan las leyendas. Respetan la vida de los humanos, por lo que no los matan cuando se alimentan de ellos.

CaracterísticasEditar

  • Los Vampiros parecen seres humanos normales
  • Son estrictos con sus reglas y cualquiera que las desobedece queda deshonrado.
  • La única manera de diferenciar a un vampiro de un ser humano es por las pequeñas marcas en todas las yemas de los dedos, en las dos manos.
  • Pelean con honor, valor y prefieren morir luchando que en una cómoda cama.
  • Duermen en ataúdes, al igual que los de los vampiros estereotipos que todos los seres humanos conocen.
  • No pueden salir a la calle mientras haya luz solar, por lo que solo salen de noche.
  • Son unas de las criaturas más temidas de las leyendas, debido a la mala reputación que tuvieron cuando mataban a las personas de las que se alimentaban.
  • A diferencia de su contraparte, los Vampanezes; los Vampiros dejaron de matar a sus víctimas con el paso del tiempo.

Poderes y HabilidadesEditar

Los Vampiros tienen muchos poderes, lo que los hace más fuerte que los humanos de muchas maneras. Dichos poderes son los siguientes:

  • Velocidad Sobrehumana: Pueden maniobrar, reaccionar y correr a velocidades sobrehumanas que superan de lejos a la de los seres humanos. Su velocidad puede variar desde ser ligeramente más rápido que los humanos (cuando se ejecuta) a convertirse en nada más que un borrón en movimiento. Ningún mortal puede correr más rápido que ellos ni a la misma velocidad. Los vampiros pueden combinar su velocidad con su magia natural, otorgándoles niveles mucho más elevados de velocidad. Este poder se llama Revolotear y permite a los cubrir grandes distancias en un corto periodo de tiempo.
  • Fuerza Sobrehumana: Los Vampiros son mucho más fuertes que los humanos y pueden dominarlos, defenderse o matarlos con facilidad. Pueden levantar su propio peso corporal y luchar o derrotar a criaturas mucho más grandes que ellos mismos.
  • Resistencia Sobrehumana: Los Vampiros tienen una piel muy dura y los huesos casi irrompibles. Sus dientes están tienen la resistencia suficiente como para picar a través del metal o el acero como si fuera pan, y sus uñas pueden hacer agujeros en la piedra.
  • Sentidos Sobrehumanos: Tienen los sentidos del olfato, el oído y la vista muy desarrollados; y son capaces de ver en la oscuridad.
  • Agilidad Sobrehumana: Los Vampiros son muy ágiles y flexibles; con una elevada capacidad de reacción y gran destreza. Además, pueden saltar grandes alturas.
  • Factor de Curación: Se curan mucho más rápido que los humanos y son muy resistentes a las enfermedades y las dolencias.
    • La saliva de un Vampiro actúa como un agente curativo de acción rápida; curando cortes y rasguños de forma casi instantánea.
  • Telepatía: Los Vampiros pueden comunicarse entre sí a través de sus mentes. Además, si dos de ellos tienen plena confianza, pueden encontrarse mediante la búsqueda del otro a través de sus "ondas mentales" o sus pensamientos para descubrir su ubicación.
  • Longevidad: No son inmortales, pero un año de edad de un Vampiro equivalen a diez años humanos (1:10), aunque los semivampiros envejecen un año por cada cinco años humanos que pasan (1:5).
  • Aliento: Una respiración de un Vampiro puede ser utilizada como un tipo de anestésico inofensivos, como el cloroformo, que hace que los seres humanos queden completamente inconscientes.

Vampiros conocidosEditar